Que Hacer En Caso De Intoxicacion Por Productos De Limpieza

Las intoxicaciones se ven sobre todo en niños de corta edad, entre 18 meses y 3 años, debido a la ubicuidad de estos productos y a su accesibilidad para los más pequeños. Una de las mezclas más habituales a la par que peligrosas es la de lejía con amoniaco. Al juntar estos dos productos se produce una reacción química que genera un gas llamado cloramina . “Cuando entra en contacto con nuestras mucosas se descompone para producir ácido clorhídrico que es tóxico y altamente corrosivo, ya que provoca irritación y quemaduras en la piel”, explica Ferrer. Si bien es cierto que el mayor management de la limpieza de nuestros hogares ha podido provocar un repunte en este tipo de consultas, la experta asegura que estas intoxicaciones no son algo nuevo. De hecho, desde la Fundación Española de Toxicología Clínica realizan un programa de toxicoviligancia en los servicios de Urgencias de más de 20 hospitales españoles desde el año 1999.

En el caso de contacto con cáusticos especiales (fluorhídrico, fósforo) de uso profesional, el manejo es más especializado. No tratar de neutralizar con zumos, bicarbonato, vinagre, and so on., porque se producen reacciones exotérmicas -se libera calor-, lo que aumenta el daño. Otra de las combinaciones más habituales es la de lejía y salfumán de la que se produce una emisión de cloro. Al momento se produce picor de ojos y garganta, lagrimeo y, si el contacto ha sido más intenso, un bronco espasmo.

Riesgos Del Personal De Limpieza: Qué Hacer En Caso De Intoxicación Por Un Producto De Limpieza

Los productos multiusos son menos peligrosos comparados con los productos cáusticos más comunes. Puede causar quemaduras por contacto con la piel y rinitis, bronquitis, laringitis, neumonía, dolores de cabeza, and so on. solo por inhalación. Los productos de limpieza en los hogares pueden causar intoxicaciones si se hace un mal uso de ellos. De hecho, según el Ministerio de Justicia, los accidentes provocados por estos productos representan una de las primeras causas de consultas al Servicio de Información Toxicológica. Además, estas intoxicaciones han aumentado durante el confinamiento por el coronavirus. Según los efectos sobre la salud, las sustancias se clasifican, entre otras, en tóxicos, nocivos y corrosivos.

El tratamiento dilucional está indicado en el manejo inmediato de los envenenamientos por cáusticos y corrosivos. Está contraindicado cuando hay una incapacidad manifiesta para la deglución (peligro de aspiración) y cuando hay signos de obstrucción de la vía aérea superior, perforación esofágica o s h o c k . La administración de una gran cantidad de líquido diluyente puede ocasionar vómitos que volverían a lesionar, a su vez, los tejidos. Hay que resaltar que solo existen antídotos para una cantidad relativamente pequeña de venenos. El antídoto sólo se administrará en el caso de que se mantengan en buen estado las funciones vitales.

Secciones De Salud

Las intoxicaciones por ingestión se manifiestan generalmente con alteraciones digestivas como vómitos, diarrea, dolores abdominales…, así como disminución o pérdida de la conciencia y alteraciones respiratorias. Y si quieres ser socio pleno, La cuota es de sólo 36.25 € hasta el last del 2021. Así, nuestro equipo jurídico atenderá tus consultas y tramitará tus reclamaciones ante empresas y administraciones.

que hacer en caso de intoxicacion por productos de limpieza

Esto es muy importante en el caso de los niños ya que, si bien muchos productos llevan un amargante que resulta desagradable, los niños más pequeños lo ingieren antes de responder al sabor amargo. Prevención de accidentes infantiles y lesiones graves en niños y bebés. Lave con agua muy abundante la zona con producto al menos 10 minutos, incluidos los ojos si estuvieran afectados, de tal forma que el agua arrastre y no caiga directamente sobre la zona afectada.

No dejar los productos de limpieza a la vista de los niños, especialmente si tienen colores llamativos. Guardar estos productos en lugares de difícil acceso para los niños, como en los armarios de mayor altura, bajo llave o con un cierre de seguridad para armarios. Sobre todo detergentes para el lavado de ropa, pastillas para el lavavajillas, lejías, limpiasuelos y ambientadores. También puede haber intoxicaciones por pesticidas, insecticidas o productos para el mantenimiento de la casa o el jardín. No emplear antídotos químicos, es decir, sustancias para “neutralizar” el corrosivo o cáustico, como el zumo de limón, el bicarbonato… Estas sustancias producen reacciones exotérmicas que agravan la quemadura.

Intoxicaciones producidas generalmente por tomar alimentos en malas condiciones o bien ingesta accidental de un producto del cual no se sospecha su toxicidad. En common, la pauta que se debe seguir será la de provocar el vómito. Mantener todas las drogas, sustancias venenosas y químicas que se usen para la casa, lejos del alcance de los niños. Intoxicación es el efecto consecutivo a la introducción en el organismo de una sustancia tóxica. Se considerarán como tóxicos todos aquellos productos que, una vez absorbidos, son capaces de alterar, en un sentido nocivo, las funciones vitales del organismo. Muchos accidentes son poco importantes por lo que la visita a urgencias o la hospitalización suelen evitarse tras la llamada al SIT.

Cita Médica Previa Con “salud Responde”

Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual. Asimismo, a los efectos establecidos en el artículo 33.1 de Ley de Propiedad Intelectual, la empresa hace constar la correspondiente reserva de derechos, por sí y por medio de sus redactores o autores. Siempre consultar al SIT antes de adoptar cualquiera de las siguientes medidas. Si tras ser valorada la situación por un profesional, este le ha indicado que vaya a un centro sanitario.

En intoxicaciones que tienden a producir coma rápidamente (barbitúricos de acción corta) o convulsiones en menos de 30 minutos (alcanfor, isoniacida, etcétera). En caso de contacto con los ojos o con la piel, lavar con abundante agua. Inicialmente, no es recomendable beber agua o leche hasta que la situación sea valorada por un profesional, ya que su utilidad depende de los componentes del tóxico. Facilitar esta información a otras personas con las que el niño pase parte de su tiempo para que puedan aplicar estas medidas también en su domicilio, como por ejemplo en la casa de los abuelos o de un cuidador. No guardarlos en envases diferentes del authentic y, sobre todo, en botellas de agua o refrescos. Los niños pequeños están continuamente explorando el entorno que les rodea.

Llame al servicio de toxicología e infórmese sobre todos los datos que tenga del tóxico. Sin embargo los descuidos fortuitos, exceso de confianza y la curiosidad de los niños, hacen que las intoxicaciones o envenenamientos por ingerirlos sea relativamente bastante frecuentes en niños y bebés. Para proteger los ojos, si se realizan mezclas, debes utilizar gafas de protección. No beber agua ni leche hasta ser valorado por un profesional, ya que su utilidad depende de los componentes del tóxico. Según el tipo de tóxico, una vez absorbido, este puede producir una serie de síntomas que pueden llegar hasta la parada respiratoria y cardiaca.

Prevención

Llame al 112 e informe de la forma de intoxicación y nombre y características del producto y estado de la víctima. No transferir sustancias venenosas o pomos a botellas sin identificarlos con una etiqueta. Nunca volver a usar pomos o botellas que han contenido sustancias químicas. Nunca decir a los niños que la medicina que se les da son caramelos.