Por Qué Siempre Vemos La Misma Cara De La Luna

La Luna es un pequeño satélite de la Tierra, que mira constantemente en torno al centro de la misma, y al ‘caer’ desde lejos lo que realmente hace es girar alrededor del planeta. Está muy cerca de nosotros y por ello hay interacción mutua entre Tierra-Luna. La Semana Santa, que siempre va asociada a un plenilunio, es una buena ocasión para pensar en nuestro satélite y sus misterios. Un trabajo reciente ofrece una explicación de porqué la Luna nos muestra siempre la misma cara, y precisamente esa. Hay quienes en su momento llegaron a pensar que no podemos ver la cara oculta de la luna desde la Tierra porque la luna no rota sobre sí misma. Pero es evidente que esto no puede ser así, ya que llegaría un momento en el que la cara visible del satélite se encontraría apuntando en la dirección opuesta a la Tierra.

por qué siempre vemos la misma cara de la luna

O Amaltea, el quinto satélite, por tamaño, en torno al planeta. Saturno nos ofrece un escenario similar, con satélites como Mimas, Encélado, Tetis, Dione, Rea, Titán y Jápeto también en rotación síncrona. Debido a la rotación síncrona, desde la Tierra deberíamos ver tan solo el 50 % de la superficie lunar.

¿por Qué Vemos Siempre La Misma Cara De La Luna?

El análisis realizado por Aharonson y colaboradores se refiere a la Luna tal y como la observamos hoy. Sin embargo, no se puede asegurar que, tal y como suponen estos investigadores, la formación de los mares fuese anterior al frenado de la rotación. Por ejemplo, la colisión de un gran meteorito relativamente tardío pudo haber alterado la orientación en que quedó la Luna tras su frenado. El hemisferio contrario, la cara oculta de la Luna, no pudo ser observado hasta 1959, cuando la sonda soviética Luna 3 fue enviada a una posición favorable para fotografiar esa zona. Por lo que podemos ver la misma cara de la Luna y un poco de la otra La cara oculta de la luna fue fotografiada por primera vez por la sonda soviética Luna three en 1959.

por qué siempre vemos la misma cara de la luna

Pues en realidad siempre vemos la misma cara de nuestro satélite porque la Luna tarda lo mismo en rotar una vez sobre sí misma que en dar una vuelta alrededor de la Tierra (un poco más de 27 días). Vemos siempre una cara porque la Luna tiene un movimiento síncrono con la Tierra. Aunque podría parecer lo contrario, la Luna no solo gira alrededor de la Tierra.

Aunque Podría Parecer Lo Contrario, La Luna No Solo Gira Alrededor De La Tierra También Gira Sobre Su Propio Eje

Esas manchas, denominadas ‘mares’, son grandes llanuras que se formaron por la lava procedente de erupciones volcánicas. Sin embargo, el hemisferio oculto es mucho más montañoso, apenas tiene ‘mares’, y su orografía está completamente dominada por numerosísimos cráteres. Desde el año 1959 y gracias a una sonda espacial soviética, se pudieron ver fotografías de la cara oculta de la luna. Esto podría llevar a pensar que los planetas del Sistema Solar están en rotación síncrona con nuestra estrella. Sin embargo, tan solo Mercurio lo está y solo hasta cierto punto. El planeta más cercano al Sol completa 3 rotaciones sobre su eje por cada 2 vueltas a la estrella.

por qué siempre vemos la misma cara de la luna

Se calcula que no debieron pasar más de unas decenas de millones de años hasta que se alcanzó la rotación síncrona. Lo que sucederá, en decenas de miles de millones de años (quizá 50.000, según algunas estimaciones) es que la Tierra y la Luna estarán, finalmente, en rotación síncrona completa. Y la Tierra lo será, igualmente, en el firmamento de la Luna. El hemisferio visible está dominado por unas grandes manchas oscuras que forman lo que denominamos ‘el rostro de la Luna’ o ‘el hombre de la Luna’.

Revista Ciencia

A lo largo de los 28 días, podríamos observar toda la superficie lunar. Cada semana, el catedrático de Física Antonio Ruiz de Elvira ofrece respuestas científicas a toda clase de curiosidades de nuestra vida cotidiana. Si quiere que le resuelva alguna duda en futuras entregas del videoblog, envíe sus preguntas a La Luna es el quinto satélite natural en tamaño del Sistema Solar (después de Ganimedes, Titán, Calisto e Io).

Dependiendo de la altura de los pisos de tu casa, a unos seis pisos por encima. Sólo que a esa escala harían falta 5 pixeles para representar la Tierra. Vemos siempre una cara porque la Luna tiene un movimiento sincrono con la Tierra. Esto quiere decir que curiosamente el mismo tiempo que tarda la Luna en rotar sobre sí misma es el mismo tiempo que tarda en trasladarse alrededor de la Tierra, por eso siempre vemos el mismo lado.

La Comunidad Ciencia

Por tanto la corteza lunar en la parte visible period mucho menos gruesa que la cara oculta, con lo que los impactos de meteoritos producían con mucha más facilidad salida de material volcánico, provocando la aparición de esas planicies. En la cara oculta mucho más gruesa ocurrieron también muchos impactos pero no produjeron tanta salida de materials volcánico. Las causas de esta sorprendente ‘rotación síncrona’ son bien conocidas. En los instantes iniciales tras la formación del sistema Tierra-Luna (hace unos 4.000 millones de años), la rotación no estaba sincronizada y se piensa que la Luna giraba mucho más rápidamente de como lo hace hoy. Posiblemente la Luna no tenía una forma perfectamente esférica, sino que period ligeramente más alargada en una dirección.

La Luna ejerce una gravedad sobre la Tierra y, a su vez, la Tierra sobre la Luna. Podemos sentir la influencia de nuestro satélite en, por ejemplo, las mareas que experimentamos en el mar cada día. Plutón, el planeta enano, que en el pasado fue considerado planeta, muestra siempre su misma cara a su satélite Caronte. Esa es, en realidad, la primera pista de que la Luna también rota sobre su propio eje. Si no fuese así, no siempre veríamos la misma cara del satélite.